lunes, 15 de enero de 2018

Enigma sintáctico nº 2 para neuronas despiertas.


Te enfrentas al segundo reto sintáctico de este curso. No te asustes, solo es cuestión de ordenar y separar estructuras para que no te aturdas, y, después, paso a paso, completa el mapa. Tómate tu tiempo y, si te sientes más cómodo, hazlo con algún amigo/a.
 Pero antes, hazme un favor: disfruta de los versos de Ron Padget, a pesar de que sabemos que leer poesía traducida es como "ducharse con un chubasquero" (Paterson).

3 comentarios:

Francisco Mangado dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

Andrea Galino, 6ºA
Esta estrofa pertenece al poema "Caza de ofertas" de Ron Padgett, poeta, ensayista, narrador y traductor estadounidense que nació en Okhlahoma el 17 de junio de 1942.
En primer lugar se debe dividir la frase en dos oraciones coordinadas copulativas unidas por el nexo y. La primera oración sería: "Supón que encontraste una oferta tan increíble que te detuviste aturdido por un momento incapaz de creer que esa cosa pudiera venderse a tan bajo precio: eso es lo que sucede cuando naces", cuyo núcleo es el verbo suponer, con sujeto omitido Tú. Dentro de esta tenemos "que encontraste una oferta tan increíble que te detuviste aturdido por un momento incapaz de creer que esa cosa pudiera venderse a tan bajo precio", una oración subordinada sustantiva con el verbo encontrar como núcleo, que tiene un complemento directo en el cual hay una proposición subordinada adverbial consecutiva que complementa al nombre oferta: "tan increíble que te detuviste aturdido por un momento incapaz de creer que esa cosa pudiera venderse a tan bajo precio". A partir del verbo creer hasta el final se trata de una proposición subordinada sustantiva, término de un sintagma preposicional que complementa a incapaz. El nucleo es creer, que tiene una proposición subordinada sustantiva que funciona como complemento directo, cuyo verbo principal es una perífrasis;pudiera venderse: "que esa cosa pudiera venderse a tan bajo precio". Dentro de la primera oración coordinada, el verbo suponer posee otra proposición subordinada sustantiva con función de complemento directo "eso es lo que sucede cuando naces". Se trata de una oración ecuativa, en la que "lo que sucede cuando naces" puede ser una proposición subordinada adjetiva con función de sujeto o de atributo, que además posee una proposición subordinada adverbial de tiempo "cuando naces".
La segunda cordinada correspone a "mientras los años pasan el precio sube y sube hasta que, cerca del final de tu vida, es tan alto que permaneces allí aturdido para siempre", cuyo sujeto es el precio y el verbo principal sube, esta tiene dos porposiciones subordinadas adverbiales de tiempo "mientras los años pasan", cuyo sujeto es los años y verbo principal pasan y "hasta que, cerca del final de tu vida, es tan alto que permaneces allí aturdido para siempre", cuyo verbo principal es el verbo ser, cuyo sujeto está omitido (el precio), que tiene una proposición subordinada adveribial consecutiva que funciona como atributo; "tan alto que permaneces allí aturdido para siempre", cuyo nucleo es permanecer.

Laura Navarro dijo...

Se trata de dos oraciones coordinadas yuxtapuestas separadas por los dos puntos que se encuentran a mitad de la oración principal.

La primera oración coordinada consta prácticamente en su totalidad de una proposición subordinada sustantiva en función de CD. Esta está introducida por el nexo "que", situado al lado del verbo principal (supón), y termina con la oración coordinada a la que pertenece.
El verbo principal de esta subordinada (encontraste) está acompañado de un SN/CD, con núcleo en "oferta", que a su vez está complementado por un SAdj/Ady que contiene una subordinada adverbial comparativa de igualdad, que actúa como complemento del elemento cuantificador "tan". Esta se inicia con el nexo conjuntivo "que" y también termina con la oración coordinada (...precio). En su interior, destaca otra subordinada sustantiva en forma de construcción de infinitivo (creer) que constituye el término del SPrep/CAdj de incapaz, núcleo del SAdj/CPred del verbo "detuviste", núcleo de la subordinada adverbial anterior. Este verbo tiene además, otro SAdj/CPred (aturdido por un momento). Volviendo al análisis del segundo CPred (incapaz de creer...), otra subordinada sustantiva en función de complemento directo, y cuyo núcleo es un perífrasis de posibilidad (pudiera venderse) complementa al verbo "creer". Este "se" que forma parte del núcleo es también un morfema de pasiva refleja, por lo que "esa cosa" actuaría como su sujeto paciente.

En la segunda oración coordinada podemos apreciar dos oraciones coordinadas copulativas separadas por el nexo "y". La primera, hasta "eso es...cuando naces", y la segunda "mientras los años...para siempre".
La primera es una oración ecuativa. Suponiendo la primera parte como el sujeto, la segunda se trataría de una proposición subordinada adjetiva sustantivada en función de atributo, cuyo núcleo (sucede) está complementado por una subordinada adverbial de tiempo/CCT, introducida por el adverbio conjuntivo "cuando" y con núcleo en "naces".
En la segunda, el verbo principal (sube y sube, aunque vamos a considerarlo como un solo verbo -sube-, teniendo así esta repetición un valor únicamente enfático) está acompañado por varias subordinadas. La primera de ellas (mientras los años pasan), una subordinada adverbial de tiempo/CCT, está introducida por el adverbio "mientras" y tiene "pasan" como verbo principal. La segunda es una subordinada sustantiva con función de término del SPrep de "hasta", introducida por el nexo "que" y se alarga hasta el final de la oración. Dentro de esta, el sujeto (el precio) está elíptico y el verbo (es) está complementado por un SAdv/CCT entre comas y un SAdj/Atrib, el cual a su vez contiene una subordinada adverbial comparativa de igualdad, que se inicia con el nexo conjuntivo "que" y funciona como complemento del elemento cuantificador "tan", a su vez modificador de "aturdido", núcleo del atributo.